Entradas

,

Estudio revela que el teletrabajo provoca estrés e insomnio

La pandemia del coronavirus ha impactado sobre distintas actividades, entre ellas la actividad profesional. Las empresas -públicas y privadas-, los trabajadores, los practicantes pre y profesionales, están en un proceso de amoldamiento a la nueva modalidad de empleo, concretamente al trabajo retomo además conocido como teletrabajo.

El teletrabajo, es una modalidad profesional flexible en el que un empleado realiza sus deberes y responsabilidades desde el hogar. Este trabajo a distancia es organizado, planificado y consentido por su empleador.

La modalidad otorga múltiples beneficios como viejo flexibilidad de horarios, conciliación de la vida personal y profesional, reducción de gastos, menores costes. Sin requisa, un estudio ha revelado cómo el trabajo desde casa afecta el bienestar emocional de los trabajadores.

Teletrabajo provoca altos niveles de estrés e insomnio

Los investigadores analizaron los datos de 15 países y encontraron que los trabajadores son más productivos cuando trabajan desde casa; sin requisa, reportaron altos niveles de estrés e insomnio.

La muestra se dividió en tres grupos. los empleados que laboran regularmente en casa, los que trabajan en diferentes lugares y los que dividen su tiempo entre una oficina y otro sitio. El primer colección reportó unos niveles inferiores de estrés e insomnio en comparación con aquellos que lo hacían en casa.

El 42 % de los empleados que hacían teletrabajo presentaron niveles altos de estrés, frente al 29 % de quienes realizan sus actividades en una oficina. El estudio indica que la pobreza de socializar ofrece diversas ventajas sobre la vigor mental de los empleados.

Trabajar en casa podría asociarse menos complacencia y, luego, viejo estrés. No obstante, los autores reconocen que “hay momentos en los que el aislamiento físico ofrece el mejor tablado para completar con éxito una tarea”.

Cómo disminuir los niveles de estrés durante el teletrabajo

La cotidianeidad y el aislamiento social puede volverse abrumadora con tantas responsabilidades. Sin requisa, existen muchas alternativas para tener un momento de laxitud en casa.

Luego de advenir varias horas frente al ordenador, pocas cosas son tan bienvenidas como unos buenos masajes. Especialmente en las zonas más afectadas como la espalda, el cuello, las piernas y los hombros. En ese caso, lograr un masajeador puede aliviarnos aún en los días más duros. Estos dispositivos son adecuados para darle un respiro a nuestro cuerpo.

Los masajeadores trabajan zonas cervicales, espalda, cuello, pies, hombros o una combinación de algunos de estos. En Asia, muchas oficinas tienen sillas masajeadoras disponibles para los empleados, pues consideran importante que un trabajador tenga unos minutos de refrigerio al concluir sus actividades.

Asimismo, los expertos en fisioterapia mencionan la importancia de hacer pausas durante el trabajo. Por ejemplo, levantarse a menudo de la apero para evitar sobrecargas articulares.

Estar más de seis horas inactivo contribuye al incremento de enfermedades como diabetes, obesidad y osteoporosis. En ese caso, moverse es la mejor alternativa ergonómica para afrontar con éxito estos días.

— Psicocode to psicocode.com

,

Mindfulness para combatir el insomnio

Los problemas de sueño son una de las alteraciones de la vigor más frecuentes, y de hecho se estima que uno de cada dos adultos desarrollará insomnio en algún momento del año.

Por suerte, en el ámbito de la Psicología se han desarrollado procedimientos que ayudan a organizar y a combatir esta clase de formas de malestar. El Mindfulness es un ejemplo de esto.

Si correctamente se inspira en la milenaria meditación vipassana originada en la región de la India, el Mindfulness, igualmente conocido como Atención Plena, es comsiderado un procedimiento terapéutico diseñado a través de procedimientos no religiosos, sino científicos, al estar hecho pensando en sus pertenencias objetivos sobre el cuerpo y el comportamiento humano. Aquí conoceremos su potencial para ayudar a personas con insomnio de la mano de un habituado en el tema: el psicólogo Álvaro Ruiz de Ocenda.

Álvaro Ruiz de Ocenda: aplicando el Mindfulness a los problemas de insomnio

Álvaro Ruiz de Ocenda es psicólogo con más de dos décadas de trayectoria profesional dedicándose a este ámbito. Estando establecido en Vitoria, actualmente dirige el centro de psicoterapia Psikonet, y destaca por ser habituado en Mindfulness como terapeuta y como formador. Es por ello que de guisa frecuente organiza e imparte cursos de Atención Plena aplicada a ámbitos de la vida como la trámite del estrés y la mitigación y prevención de problemas de insomnio, entre otros.

En esta ocasión, hablamos con este psicólogo acerca de esta última cara de la Atención Plena, el potencial del Mindfulness como procedimiento para combatir el insomnio, tema sobre el cual organiza un curso online en tiempo actual que tendrá oportunidad del 2 de Octubre al 20 de Noviembre a través de la Chamber Business School de la Cámara de Álava: «Mindfulness para el Insomnio (MPI)».

¿La Atención Plena puede ser aplicada a uno mismo sin falta de dedicarse a este ámbito profesionalmente?

Psikonet

Por supuesto, es más, a mi entender este es el orden adecuado para iniciarse en este valioso enfoque. La experiencia personal y de contacto con colegas de la psicología me indica que aunque tengamos más conocimiento de psicopatología y de diversos modelos terapéuticos, nos vemos sometidos a diversos retos de la vida que nos hacen sufrir tanto o más que las personas que no se dedican al campo de la relación de ayuda.

Así, en la medida que test como persona avances en mi vida tales como maduro conciencia, último reactividad, maduro conexión con mi cuerpo, con los demás y con el entorno, puedo entonces contagiarlo a mis pacientes.

Acercarme a esta perspectiva como si solo fuese un conjunto de técnicas a aplicar no proporciona maduro eficiencia, acercarnos con espíritu estrambótico y experimentarlas hace que sea más dócil irradiar esta perspectiva.

De hecho, los creadores del software MBCT (terapia cognitiva basada en Mindfulness para organizar la recaída en la depresión) vieron que hasta que ellos no incorporaron en sus vidas el enfoque del Mindfulness (meditación diaria, aplauso, diversas prácticas en el día a día) su software no era más eficaz que los restantes. Cuando ellos se comprometieron en su ejercicio, el software se convirtió en el software de votación para las recaídas en la depresión.

¿Qué aspectos del Mindfulness crees que lo convierten en un procedimiento terapéutico valioso para ayudar a personas con trastornos del sueño?

El insomnio es un problema que involucra varios aspectos de la vida: dificultad para tenderse o para tenderse de guisa seguida, las preocupaciones asociadas al alivio deficitario (creer que poco no funciona en el cerebro) y el impacto de los retos del día a día, como por ejemplo la ahogo y la sensación de poca energía o irritabilidad, entre otros.

A través de estrategias basadas en Mindfulness, podemos intervenir en los pensamientos que tienen que ver con el sueño, tales como las expectativas o las creencias asociadas al alivio, y igualmente relacionarnos mejor con los pensamientos que acuden a nuestra mente en las horas nocturnas. En este sentido, uno de los pensamientos que más nos aleja del sueño es precisamente decirnos: “tengo que tenderse, tengo que tenderse” ya que nos crea más frustración.

Adicionalmente, con la ejercicio de ejercicios de atención consciente o Mindfulness, bajaremos el nivel de activación física y mental, favoreciendo que el sueño surja.

¿Es la Atención Plena una ayuda eficaz para desprendernos de esos pensamientos que nos persiguen y que cuando estamos en la cama nos recuerdan una y otra vez los problemas que tenemos por afrontar y las obligaciones que debemos cumplir?

La experiencia impartiendo cursos de Mindfulness para el insomnio me indica que sin duda, que las personas que se comprometen con las actividades propuestas durante el curso notan que “pelean” menos con sus pensamientos, o que no se “enredan” con tanta facilidad con ellos. Los pensamientos seguirán acudiendo a nuestra mente, pero entrenamos la tiento de observarlos y dejarlos tener lugar. Y se consigue.

Mientras estamos en la cama, si por razones laborales o de diversas exigencias nos acordamos de cosas para hacer al día venidero, puede ser de ayuda tener a mano una cuaderno en la que apuntaremos la tarea irresoluto, y así podremos prestar atención a la respiración u otros aspectos de la efectividad más favorecedores del alivio. Y si siguen apareciendo pensamientos una y otra vez, los afrontaremos en las sesiones, en el espacio destinado al emoción.

¿Podrías poner un ejemplo de entrenamiento de Mindfulness usado para combatir el insomnio, aunque sea de guisa resumida?

En el software de Mindfulness para el Insomnio se realizan prácticas tradicionales muy similares a los demás programas de Mindfulness, tales como atención a la respiración, a las sensaciones corporales, movimientos conscientes…

Los aspectos más específicos vienen de la aplicación de dichas meditaciones al acto de descansar, de cómo se puede preparar el momento de tenderse de la mejor forma. La ejercicio de la atención a la respiración es una meditación que se realiza en cualquier oportunidad, y desde luego en el caso del insomnio, igualmente en la cama.

Aquí, por otra parte de técnicas basadas en Mindfulness, se ponen en marcha estrategias que tienen que ver con el maniquí cognitivo-conductual, tales como registro de sueño, reacondicionamiento del sueño, o higiene del sueño para un buen alivio, y muchas otras.

Una vez se haya empezado a incorporar el Mindfulness a las rutinas del día a día, ¿cómo se van manifestando las primeras mejoras en lo relativo a la calidad del sueño y la facilidad para tenderse correctamente?

En un primer momento, se deja de percibir a la cama como un campo de batalla en el que voy a introducirme; se promueve el prestar atención a lo que sucede como si fuera la primera vez, y se suelen hacer descubrimientos interesantes.

A posteriori, se suele dejar de tener la sensación de que “tengo poco roto en mi cerebro” y se favorece la confianza en nuestro sistema regulador de sueño; el cuerpo es más sabio que las expectativas que tenemos sobre él. Y sin duda, el cambio más importante es que se descansa mejor y aprendemos a relacionarnos mejor con las ideas relacionadas con el sueño.

A medida que el software avanza, se introducen cambios en las rutinas que tienen que ver con el sueño, y que a veces son factores perpetuantes de los malos hábitos del alivio. Y aquí aumenta la calidad y la cantidad de sueño.

Nota: Hay más información arreglado sobre el curso «Mindfulness para el Insomnio (MPI)» en la web de la Cámara de Álava: http://www.camaradealava.com/es/areas/formacion/formacion/mindfulnes-para-el-insomio-mpi-escuela-virtual–/845/2/2

— Bertrand Regader to psicologiaymente.com

6 posibles causas y remedios para el insomnio

Llega el closing del día y sientes el cuerpo agotado, te tumbas en la cama y solo deseas una cosa: una buena noche de descanso. Pero, a veces, no es tan fácil conciliar el sueño y no puedes hacer nada. Los minutos pasan, empiezas a dar vueltas en la cama y aunque notas el cansancio en cada parte del cuerpo, no puedes dormir.

¿Te ha pasado alguna vez? ¿O te despiertas a menudo en medio de la noche con la mente acelerada?

trastornos del sueño: 6 causas y remedios

1. Exposición a luz brillante

¿Sueles tumbarte en la cama mientras lees noticias y te pones al día en Instagram y Fb en tu móvil? Entonces ya te habrás dado cuenta de que te cuesta más conciliar el sueño después de estar un rato con el móvil. ¿La razón? La luz brillante de la pantalla.

Las televisiones, los ordenadores y los teléfonos… todas estas pantallas emiten una luz brillante. Esto que hace que nuestro cuerpo piense que aún es de día e interrumpe el ritmo circadiano. Por eso no es ninguna sorpresa que esta luz que emiten las pantallas provoque trastornos del sueño.

Nuestro consejo:

Intenta no usar el móvil ni el ordenador por la noche y fija una hora límite para usarlos. Si esto te resulta imposible, también puedes descargar apps que cambien el colour de la pantalla a un tono más oscuro. A diferencia de la luz brillante, estas luces no intervienen en la producción de la hormona del sueño, la melatonina.

2. Demasiada cafeína

Si no has podido dormir bien, o no lo suficiente, es regular que lo primero que hagas al levantarte por la mañana sea tomarte un café. Pero si bebes demasiado café durante el día, puede que luego tengas problemas para dormir y seas incapaz de conciliar el sueño. Esto puede llevar al insomnio.

Para dormir mejor es recomendable no tomar café ni ninguna bebida con cafeína después de una hora determinada (a partir de las las 14:00, por ejemplo). Evidentemente, esto depende de cada persona, pero ten en cuenta que la cafeína se queda en el cuerpo durante 6-Eight horas. Bastante tiempo, ¿no?

3. Entrenamiento muy intenso por la noche

¿Alguna vez has hecho un entrenamiento con el propio peso muy duro o una carrera intensa y luego no podías dormir? Hacer ejercicio antes de ir a la cama puede causar problemas para dormir.

El centro Alaska Sleep Clinic señala la importancia de relajarse después de entrenar. Al igual que en los casos anteriores, cada persona es diferente, pero los expertos recomiendan terminar los entrenamientos entre dos y tres horas antes de ir a la cama. Así, le das tiempo al cuerpo para common la temperatura corporal, los niveles de adrenalina y la frecuencia cardíaca.

Está bien saberlo:

Los estiramientos, el yoga, o las caminatas son actividades muy recomendables para relajarnos antes de ir a dormir.

4. Comer mucho antes de ir a dormir

Seguro que todos lo hemos hecho: nos da pereza cocinar y pedimos que nos traigan comida en casa. Termina siendo más de lo que querías, pero consigues terminártelo e incluso tomas postre. No tardas mucho en arrepentirte: comer mucho antes de ir a dormir perjudica la calidad del sueño.

Si quieres un remedio rápido, puedes beber una taza de té descafeinado (menta, anís, hinojo o jengibre, por ejemplo) o dar un paseo corto que te ayude a hacer la digestión. La próxima vez intenta escoger una opción de cena más ligera. 

5. Tomar alcohol justo antes de dormir

Una copa de vino por la noche puede ayudarte a conciliar el sueño, pero si bebes demasiado alcohol por la noche, puede que te cueste dormir. ¿Cómo dormiste la última vez que te tomaste unas cuantas copas? ¿Te despertaste a menudo y no descansaste?
El alcohol interrumpe la fase REM (sueño de movimientos oculares rápidos, por sus siglas en inglés). El 25% del tiempo de descanso lo pasamos en esta fase, así que juega un papel essential en el proceso de recuperación del cuerpo. Por eso los expertos recomiendan no beber alcohol durante las 2-Three horas antes de ir a dormir.

6. Hace demasiado calor en tu dormitorio

¿Te gusta que tu habitación esté calentita? Cuando fuera hace frío, es muy tentador encender la calefacción. Pero dormir en un dormitorio donde hace demasiado calor puede causar trastornos del sueño o insomnio.

Una habitación con la temperatura fresca nos ayuda a dormirnos antes. La Fundación Nacional del Sueño recomienda una temperatura de 15º – 20ºC.

¿Y tú? ¿Tienes algún truco para dormir mejor? ¡Déjanos tus concepts en los comentarios de abajo!

***

— Tina Sturm-Ornezeder to www.runtastic.com